Inicio Opinión Las peligrosas consecuencias de una política desordenada y alborotada. 

Las peligrosas consecuencias de una política desordenada y alborotada. 

por Sebastián Dumont
0 Comentario
A+A-
Reiniciar

Por Sebastián Dumont 

La principal duda que asoma en el horizonte político y económico es cómo será la anunciada segunda etapa del gobierno de Javier Milei luego que la Cámara de Diputados termine de cerrar el capítulo de la ley de bases el este jueves. Justo es decirlo, la ley está aprobada. Lo que resta es saber si hay posibilidades de reponer artículos como el de Ganancias o bien la privatización de empresas públicas como Aerolíneas Argentinas, aprobado en la media sanción original de la cámara baja y eliminado en el senado. 

Una vez terminado el trámite, donde la reposición del impuesto a las ganancias es la cuestión más urgente para los gobernadores, pero también para el poder ejecutivo, más allá que puedan existir presentaciones judiciales, se ingresará en la etapa donde a Javier Milei comenzará a agotar el tiempo de apuntar a “la casta” como responsable de los problemas que vaya a tener. Ese, sin dudas, es el aspecto más sobresaliente de la nueva etapa. Ahora, por los propios dichos del Presidente, empezará a absorber los beneficios y los costos de las medidas. 

La semana comenzó con ruido en los mercados luego del largo feriado. ¿Qué es lo que está pasando? Ya no puede ser atribuido a la política que pone palos en la rueda. Al menos no del todo. La baja de la inflación es real. Pero surgen dudas sobre el sustento a largo plazo. Para los trabajos de opinión que elabora el equipo del Presidente, ya el aumento de los precios no es la principal preocupación de la población. Como lo hemos adelantado aquí semanas atrás, empezó a asomar el empleo. El miedo a quedarse sin trabajo. Algo parecido a lo que terminó sucediendo en la década del 90 con la convertibilidad. La estabilidad estaba fuera del radar pero no había plata porque el trabajo se desplomó. El escenario presenta divergencias ahora. Sobre todo porque para la creación de trabajo se necesita reactivar la capacidad operativa de las industrias y recibir inversiones. De eso se trata el tan mentado RIGI. Este lunes, el INDEC informó que la desocupación en el primer trimestre del año llegó al 7,7% de la población económicamente activa. En el Conurbano el mismo dato se elevó al 9%.

Nada de lo que suceda en la economía está escindido de la política. Para el gobierno llega el momento de ampliar la base de sustentación que explican los cambios que empezaron a gestarse y concretarse en diversas áreas. Aunque falte mucho tiempo para las elecciones intermedias, el armado ya empezó y quedó claro que la principal figura en esa tarea, como en tantas otras,  es Karina Milei. Su despliegue en diferentes provincias ya se dio, pero también en la de Buenos Aires. En esa geografía le han encomendado la tarea a Sebastián Pareja que apeló a dirigentes que lo acompañaron en la campaña para construir en las diferentes secciones electorales. Ya no está en ese camino el senador Carlos Kikuchi, enfrentado a Karina Milei dede el momento en que se acordó en la campaña con Mauricio Macri. A propósito de Kikuchi, también está desplegando un armado propio en el Gran Buenos Aires donde no faltan las charlas con dirigentes del peronismo dispuestos a encabezar una alternativa de centro entre Milei y Cristina Kirchner. 

En la tarea política, junto a Karina Milei se mueve “Lule” Menem, quien ha ganado protagonismo en, por ejemplo, la designación de los titulares de oficinas de Anses y Pami en todo el país como usinas para hacer política. Además se quedó con un manejo muy apetecible que, por lo general, pasa por debajo del radar: los saldos de la aduana. Son diversos productos que quedan de los decomisos y suelen ser utilizados para entregar y hacer política. Inquietantes rumores sobre una zona gris que siempre generó especulaciones. E historias opacas.

Hoy, todo ese sistema de alianzas está reviéndose. Las internas del PRO están expuestas y les cuesta encontrar puntos de acuerdo con la Libertad Avanza sin ser subsumidos por ese espacio. La ultima movida de Patricia Bullrich de echar a Vicente Ventura Barreiro con denuncia incluida, pone de manifiesto esa tensión. Ventura Barreiro es muy cercano a Cristian Ritondo. En el gobierno del PRO hubo cruces complejos cuando era Ministra de Macri y él trabajaba con Ritondo en la Provincia. Fuentes bien informadas aseguran que Bullrich lo conoce muy bien de esos tiempos, pero no por su capacidad laboral sino por otro menesteres. Barreiro aseguraría tener buenos vínculos con la DEA. Como era de presagiar, hubo una sola lista en el armado del PRO bonaerense que encabezará el ex ministro de seguridad durante el gobierno de María Eugenia Vidal. Allí metió la mano Mauricio Macri, claramente. Conviene mirar también, en este esquema, cómo se está moviendo Diego Santilli. Desde las cercanía del “Colo” aseguran que “banca a Cristian”. 

Ya que hablamos de Cristian Ritondo y Patricia Bullrich, la inseguridad en el Gran Buenos Aires se ha potenciado de una manera muy peligrosa. Por alguna razón no muy clara – o sí, quizá por lo laxo de las leyes – la modalidad de “escruche” se ha convertido en una de las maneras más habituales del robo y el ingreso a los domicilios. Con una particularidad: en la mayoría de los casos, los integrantes de las bandas son extranjeros, sobre todo chilenos y aparecen peruanos. Entran al país, están un tiempo y luego se van. Se manejan con notoria impunidad. ¿Y la Bonaerense? Está en la mira. No tanto por los casos mencionados sino por su capacidad de operar en la instalación de turbulencias en el conurbano. Está muy presente aún el intento de rebelión contra el gobierno de Alberto Fernández. Las feroces internas en el oficialismo bonaerense también provocan nuevos esquemas de acuerdos dentro de la fuerza. 

A propósito, este jueves, el gobierno nacional anunciará el proyecto para la baja de inmutabilidad a 14 años. La medida llega desde el Ministerio de Justicia que comanda Mariano Cúneo Libarona, donde conviene mirar a Sebastián Ameiro, el segundo pero clave en las relaciones con la justicia. Sobre todo en lo que viene.

Atención con los cambios que se vienen en materia de investigación del delito. La nueva estructura de la AFI que ahora está a cargo de Sergio Neiffert, muy abocado a la tarea internacional, pondría en marcha en los próximos días modificaciones. Se habla desde el regreso al nombre de SIDE y ya no de AFI y la división en cuatro áreas puntuales: Seguridad exterior, Interior, Ciberseguridad y una encargada de monitorear la calidad de las tareas – podría estar a cargo de un ex fiscal o juez -. En esos cambios absorbería áreas que están bajo la órbita del Ministerio de Seguridad (Bullrich) y de Defensa (Luis Petri). Del área de seguridad interior pasarían a depender la Dirección nacional de Inteligencia Criminal (Hoy en el Ministerio de Seguridad) y la Dirección de Inteligencia Estratégica Militar (Hoy en Defensa). Todavía no está claro que nombre de quien se hará cargo de la misma, – Guillermo Montenegro tuvo un ofrecimiento y no quiso dejar la intendencia de General Pueyrredón – pero sí las versiones muy verosímiles aseguran que el conocimiento de Jaime Stiusso es materia de consulta. El rol del Presidente Javier Milei en el mundo también le da una tarea excepcional a la AFI en materia de contacto con los servicios de inteligencia extranjeros. Estar en la mira del mundo no es inocuo. Ni para lo bueno ni para lo malo. 

En tanto, Sergio Massa por ahora posterga su reaparición. La nueva fecha podría ser Agosto, pero no está claro. La modalidad pública sería con un libro. Pero nunca ha deja de sostener charlas con todos los actores de la política. Ni contactos con los funcionarios que integran el gobierno de Javier Milei y tienen un pasado muy cercano a él. ¿Esta sería el motivo principal de por qué demora su reaparición? Habladurías. 

Un intendente de la tercera sección electoral definió con mucha claridad este momento del peronismo bonaerense: “Miserias, egoísmo. Poca iniciativa para volver a construir una mayoría. Tensiones solo por la discusión interna. Impávidos a lo que el gobierno nacional arrebata a diario”. Así es. 

También te puede interesar

Deja tu comentario

logo sd blanco

Periodista politico. Conductor de El Embudo y en Canal 26 de lunes a viernes de 20 a 22hs.

Elegidos del Autor

Últimas notas

Sebastián Dumont Digital © 2023 –  Todos los derechos reservados.

Hecho con ❤ by Becominds – Powered by Nimmus

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más